LA COLUMNA / Margarita Madrid (p9a)


MAGY 
Concejala de Navidad

Tres años después

Ya están próximos a cumplirse tres años desde que fui elegida como concejal, por la voluntad ciudadana. Tal vez debo hacer un resumen de mi labor de concejal y ver si he cumplido con las expectativas que tienen los vecinos cuando eligen con su voto a las autoridades locales.

 

Creo que la labor del concejal es tremendamente gratificante, en cuanto al contacto que se tiene con la gente y por permitir ayudar a solucionar problemas del diario vivir, especialmente en este año, tan difícil, que nos ha tocado vivir.

En el plano personal primero sufrí la muerte de mi padre lo que me causó un tremendo dolor.
Después, también sufrí por las consecuencias que muchos padecieron a causa del terremoto y tsunami que afectó a nuestra comuna, produciendo tantos damnificados, sobre todo de gente humilde, aunque, poco a poco, hemos ido superando las dificultades más extremas surgidas.
En lo personal me ha alentado el poder apoyar a los afectados de modo de puedan ir recuperando su estabilidad especialmente al obtener una vivienda definitiva.
También he apoyado a los vecinos organizados de la tercera edad para que puedan acceder a proyectos que mejoren su calidad de vida además de acompañarlos regularmente en sus actividades.
A los concejales la ley municipal no nos entrega amplias atribuciones que permitan intervención directa en los temas que afectan a la comunidad, ni tampoco en la administración municipal, sobre todo en lo que se refiere a la entrega de beneficios.
La labor de fiscalizadores de la gestión del alcalde, como responsable de los recursos del municipio, es quizás la más significativa y que da sentido al cargo, a pesar de nuestras limitadas atribuciones y que los resultados no son fácilmente identificables.
Por otro lado el presentar iniciativas y resolver problemas de las organizaciones sociales representando sus necesidades en el concejo municipal es otra de nuestras facultades.
Sin lugar a dudas hay muchos problemas sin resolver y muchas las inquietudes que no obtienen respuesta inmediata de la administración, pero el apoyo y la insistencia generalmente entregan sus frutos. Para ello, como concejala y amiga, siempre estaré dispuesta.
Creo que estos tres años me han permitido crecer, escuchando a la gente y ayudando en lo que he podido, dentro de las limitaciones comentadas. Los tropiezos y dificultades tampoco han faltado. La incomprensión y la falta de voluntad, de alguno de mis pares, al momento de acordar acciones que permitan hacer más por nuestra gente, tampoco ayudaron.
En resumen decir que, a pesar de todo, me siento satisfecha por lo que he contribuido a lograr.
En próximas ediciones iré entregando detalles de mi actuar, así como cuales son los aportes en ideas y proyectos que he presentado en el concejo.
Estoy agradecida de poder servir a la gente de mi comuna, la que mayormente me brinda su cariño y comprensión, lo que me alienta para seguir adelante a cargo de la Comisión Social del Concejo Municipal.
 
Margarita Madrid Vidal / 45 años
Concejala militante democratacristiana (PDC) – Lista de la Concertación
Electa actual período por 253 (7,46%)
Comerciante
Columnista El Correo-Navidad
Vive en Rapel

Anuncios

Un comentario en “LA COLUMNA / Margarita Madrid (p9a)

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s